martes, octubre 17, 2006

Perro de Herrumbre

Quién está en el tiempo de abrir paso
a la cruz de la noche que el temor conjura
a las estrellas tapadas de memoria perdida
un horizonte de niebla sin gris, helada.

Quien pisa el polvo de los días cautivos
trenzados de espino y soledades amargas
con arma en la mano por golpes mellada
para enfrentar a la bestia que mora ante el alba

Enfrentar al perro de herrumbre que asusta el camino,
mirarle a los ojos, saber de su cólera y aprender
de su rabia a morder el hierro
atenazar entre muelas de piedra el horror ajeno

para resurgir entre las curvadas ramas de la noche
avanzar el pie en bota embarrada hacia el frente,
a la nueva mañana que en polvo de sol levanta
por sendero trazado a golpe de espada.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Me gusta. Buena descripción de la vida laboral...

Rydwlf dijo...

Gracias por el comentario, J.

Me gusta que cada uno vea una cosa :)

Salud.

Deimos dijo...

Una chulada, caballero. Intenso relato de un pecho cargado.